Día del Niño y el cuidado con su alimentación

A pocos días de celebrar el Día del niño muchos colegios se aprestan a realizar actividades para festejar este día tan especial. Ya es costumbre celebrar con dulces, torta y coca cola.

Muchos papás esperan incluso que se les entregue una bolsa de dulces como se acostumbra a dar en cada fiesta de cumpleaños infantil. ¿Pero esto será bueno para los niños?
En un estudio de CERCA Alimentación sobre estilos de vida saludable en niños y adolescentes escolarizados (entre 4 y 19 años) de Bolivia se determinó que en primaria un 24% sufre sobrepeso y un 27% obesidad, es decir 51% de los niños están por sobre el peso normal para su edad y talla. Esto se debe básicamente a factores como: mala alimentación entre la que destaca la comida y bebida chatarra, falta de desayuno, falta de actividad física además del entorno “obesigénico” (sociedad que come mal).
Lo que es sorprendente es que la culpa de este sobrepeso es básicamente de los papás al tener hábitos alimenticios poco saludables. Los mismos padres están con sobrepeso u obesidad. En los últimos años se han perdido hábitos saludables que tenían generaciones anteriores como consumo de fruta, poca comida, comida más saludable y natural, actividad física. Los niños de antes pasaban muchas horas de juego en el barrio con sus vecinos (bicicleta, vóley, básquet, jugando a la rueda rueda, al pesca pesca). Hoy en día los niños pasan muchas horas delante de la televisión o el teléfono. Muchos padres han optado por no dejar salir a sus niños pequeños a las calles por la inseguridad.
Los platos de antes eran más pequeños y hoy en día los platos han crecido un 10% y por supuesto también las  porciones que se pone en ellos. La cantidad de comidas fritas, con mucha sal se ha vuelto común así como los snack dulces y salados.
Por otro lado, el número de niños que no desayuna es alarmante. El estudio de CERCA Alimentación indica que alrededor del 33% de los niños en primaria va sin desayunar. Esta puede ser otra causa para incrementar de peso porque la mayoría de los padres entrega dinero para que el estudiante tenga una compensación a la hora del recreo por no haber desayunado. Entonces, el niño que siente hambre compra hamburguesas, salchipapas, pollo, donuts, etc. Y acompaña todo esto con una botella de mini de coca-cola, que sale más barato que cualquier refresco natural.
Por otra parte, muchos padres optan por “premiar” a sus niños con caramelos, helados o papitas fritas a modo de celebrar algo, esto hace que los niños relacionen la felicidad y éxito con la comida chatarra. Al mismo tiempo, estos niños están expuestos a fiestas de cumpleaños infantiles que se han hecho muy populares en nuestro medio, donde los mismos padres preparan grandes bolsas con dulces, chocolates y papitas fritas súper saladas, por lo que muchos niños están acostumbrando su paladar a este tipo de comidas.
Y esto es parte del hábito diario de nuestra sociedad. Se perdieron costumbres de celebrar un cumpleaños con una taza de leche con chocolate y una empanada. Hoy se acostumbra a ofrecer comida chatarra en abundancia.
Los niños entre 0 a los 10 años están en una etapa crucial para su crecimiento y desarrollo psicomotriz. El consumo de dulces y sal es perjudicial para su salud, no sólo por el peligro de caries en los dientes que deben durar toda la vida sino por el hábito.
Así, el festejo es sinónimo de comida chatarra. Hay una estrecha correlación entre la pobreza y el sobrepeso/obesidad porque la comida chatarra es más barata que la comida saludable. Cuando en muchos países se prohíbe dar dulces o cosas saladas a los niños hasta los 5 años para evitar la costumbre en el paladar, en Bolivia no hay ninguna política para evitar el sobrepeso.
Cuando en muchos países los comedores escolares están controlando la ingesta de dulce o sal y promoviendo alimentos saludables así como más actividad física al aire libre para dar a esa nueva generación la oportunidad de una vida sana, en nuestro entorno se ve el consumo de dulces y salados como una forma de premio a los niños sin saber que están aportando a su futuro con obesidad y enfermedades como la diabetes, enfermedades cardiovasculares y mala dentición. ¿Cómo celebraremos este día del niño?

Publicado en El Pais: 04-ABR-2017

About Kathya Cordova-Pozo 142 Articles
PhD. en Economia y Politica internacional. Realiza investigacion en el area de economia-salud y desarrollo.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*